Alumnos de Fabricación Mecánica del Centro San Valero entregan juegos educativos a ADAMPI

Asistió al acto Ángel García de Jalón, presidente de Grupo San Valero

El pasado Miércoles 29 de Mayo, se celebró el acto de entrega de juegos educativos fabricados por alumnos de 1º Curso del Ciclo de Grado Superior de Programación de la Producción en Fabricación Mecánica de Centro San Valero a la Asociación de Amputados y Agenesias de Aragón (ADAMPI). Al acto asistieron los alumnos de Centro San Valero participantes en el reto, Nuria Rivas y Paco Matarredona por parte de ADAMPIAngel García de Jalón, presidente de Grupo San Valero; Rosa Bartolomé, directora de Centro San Valero; Juanjo Luna , director del Centro de Educación Secundaria San Valero y los profesores que han trabajado con los alumnos en el reto, Javier Rodrigo, David Berrueco, Raúl Saiz y Fernando Moreno. Durante el acto de entrega, profesores y alumnos explicaron el proceso de los productos finales. 

Este acto culmina el eto realizado por los alumnos, consistente en diseñar y fabricar un juego de mesa para poder ser subastado o vendido por parte de la Asociación Amputados y Agnesias de Aragón (ADAMPI) como medio de autofinanciación. Cada grupo definió qué tipo de juego y las normas a utilizar. Se valoró la creatividad y originalidad, tanto en las normas como en el diseño de los elementos del juego y el packaging del mismo. Previo al lanzamiento del reto a los alumnos, se contó con la presencia de Nuria Rivas, presidenta de ADAMPI, la cual informó sobre los fines propios de la asociación así como su vivencia personal. Cumplido el plazo comprometido se hizo entrega de los juegos fabricados y se calificó a los alumnos según los criterios establecidos. Los resultados han sido satisfactorios y sorprendentes desde el punto de vista de la entrega y de la creatividad de los alumnos.

Destacar que este trabajo ha supuesto para todos los participantes mucho más que un mero ejercicio escolar, reflejado con estos cuatro términos:

  • MOTIVACIÓN: El trabajo de por sí era bonito, pero con la aportación de ADAMPI, concretamente a través de Nuria Rivas, ha existido una mayor motivación por parte de los alumnos y profesores.
  • GENEROSIDAD: Se han visto detalles de compañerismo, de querer trabajar en equipo, de realmente preocuparse por cómo podrían sentirse los demás. De gratitud en los esfuerzos.
  • SUPERACIÓN: Como todo situación de la vida real, se han presentado problemas (con los equipamientos, los materiales, los procesos, los horarios, etc), pero los equipos han sabido en todo momento buscar soluciones. Siempre pensando en los destinatarios finales. Y por supuesto, lo han conseguido.
  • ALEGRÍA: El trabajo ha sido grande pero la alegría con que se ha vivido por parte de todos a lo largo de estos días ha sido todavía mayor.

Esta experiencia puede resumirse en que no hay nada mejor que trabajar con una buena motivación y saber que el trabajo y esfuerzo va más allá del mero aprendizaje, y que al mismo tiempo se colabora en ofrecer algo a la sociedad. Esta es una línea de trabajo que el Centro San Valero ha emprendido desde hace años y concretamente, en el departamento de FABRICACIÓN MECÁNICA, se  ha potenciado mucho colaborando con diversas entidades sociales para aportar un pequeño granito de arena.