La USJ lanza el nuevo grado en Ingeniería Biomédica

Contribuirá al desarrollo e innovación en el ámbito de la salud

Esta titulación de la Universidad San Jorge formará a profesionales capaces de diseñar soluciones tecnológicas para la prevención, diagnóstico y tratamiento de aspectos relacionados con la medicina y la biología

La Universidad San Jorge pondrá en marcha a partir del próximo curso el nuevo grado en Ingeniería Biomédica, una disciplina que aúna conocimientos de ingeniería, medicina y biología para conseguir mejorar la calidad de vida de las personas.

“En un mundo en el que la tecnología avanza a gran velocidad, aunar estas disciplinas supone un elemento diferenciador que permite a estos profesionales trabajar en equipos multidisciplinares, siendo su nexo de unión”, afirma Violeta Monasterio, doctora en Ingeniería Biomédica y docente de la Escuela de Arquitectura y Tecnología de la USJ.

Por este motivo, la empleabilidad de los ingenieros biomédicos alcanza una de las tasas más altas, según el Instituto Nacional de Estadística. “La tasa de empleo de los ingenieros biomédicos es de casi un 99%, un dato que avala la necesidad de formar a estudiantes apasionados de la tecnología que quieran aplicar sus conocimientos al sector de la salud”, explica Monasterio.

Y es que el ingeniero biomédico ayuda en la consecución de mejores diagnósticos y tratamientos, aplicando sus conocimientos en electrónica, robótica y tecnologías de la información y las comunicaciones.

Además, las aplicaciones prácticas de su labor abarcan múltiples áreas en crecimiento como: el diseño de cascos con electrodos que registran la actividad cerebral, la puesta en marcha de exoesqueletos para personas con limitaciones de movimiento, la programación de robots Da Vinci que ayudan al cirujano en operaciones de precisión, así como la monitorización de pacientes a través de la telemedicina.

“La tasa de empleo de los ingenieros biomédicos es de casi un 99%, un dato que avala la necesidad de formar a estudiantes apasionados de la tecnología que quieran aplicar sus conocimientos al sector de la salud”

¿Dónde puede trabajar un ingeniero biomédico?

El ingeniero biomédico entiende los problemas desde el punto de vista sanitario al mismo tiempo que es capaz de diseñar, instalar y mantener tecnología al servicio de la salud. Esta doble perspectiva les permite crear dispositivos que mejoren los diagnósticos y resuelvan problemas del ámbito sanitario en múltiples áreas como centros de investigación biomédica; departamentos de I+D+i de empresas, universidades y centros tecnológicos; desarrollando tecnología en áreas como la ingeniería de tejidos, la medicina regenerativa, la electrónica médica y la impresión 3D; gestión y administración de recursos en centros hospitalarios; empresas de desarrollo de equipos y de software; empresas de diseño y desarrollo de instrumental médico y de diagnóstico.